domingo, julio 16, 2006

HEMC #1: Sopa fria de tomate y langostinos.

Desde La olla suiza nos propone el primer evento culinario de hecho en mi cocina (hemc) y una que se apunta a todo y más si se trata de hacer cosas fresquitas participa con una Sopa fría de tomate y langostinos.

Esta sopa, es una adaptación de una receta de mi admirada Carme Ruscalleda que se llama "Sopa fría, pan con tomate y gambas" y que a su vez parece ser que es una adaptación o "Similar al Salmorejo cordobés" Menos mal que en definitiva el resultado es excelente porque tanta adaptación...da un poco de miedo, lo se.

MIS INGREDIENTES:

  • 1 Kg. de tomates maduros
  • 1 diente de ajo pequeño
  • 1 cebolla tierna pequeña
  • 1/2 pimiento verde
  • 250 ml de AOVE (en este caso Hojiblanca)
  • 25 ml de vinagre de módena
  • 10 ml de vinagre de jerez
  • 1 moya de pan Bimbo
  • 1 cucharada de mostaza "Dijonnaise"
  • Sal y pimienta al gusto
  • Un bastón de panadero (de esos que se les da a los niños, cuando va la mamá a comprar el pan, y que se tiene que partir porque es más grande el bastón que el niño) Ese.
  • 1 tomate rallado, aceite y sal
  • 8 langostinos (son los que yo puse, pero vaya, que como eso es guarnición puedes poner los que quieras, seis, cuatro…uno no, que para dos platos lo veo poco)
  • unas hojitas de menta fresca.

Se lava toda la verdura y se parte a trozos, se van triturando, ajo, tomates, cebolla, pimiento, pan, aceite, vinagres, la cucharada de mostaza, la sal y la pimienta. Tiene que quedar cremosa. Se reserva en la nevera. Mientras, se pone a hervir en agua salada, las colas de los langostinos, sin pelar, alrededor de 30 segundos, pasados los cuales se sacan y se refrescan rápidamente en agua helada para cortar la cocción. Se pelan y se reservan. El bastón se parte a modo de picatostes, (yo hice dos trozos, y al final en el plato lo tienes que partir más pequeño, con el riesgo de que te salte la sopa en cima. Luego cada cual que haga lo que quiera yo ya lo he advertido) y se moja en el tomate rallado que tendremos ya preparado con su aceite y un poquito de sal.
Y ya está, servimos la sopa, colocamos los bastones, los langostinos y unas hojitas de menta fresca, que además de dar color le da todavía más frescura al plato.

A mi que ha quedado así.

La señora Ruscalleda en su receta comenta que a esta misma sopa también le puede ir bien en vez de las gambas (ella pone gambas) pues, olivas negras o una buena conserva de atún, marisco escaldado tibio como berberechos, almejas, mejillones o langostinos. O un picado de las mismas verduras que tiene la sopa...
Hoy viendo Duelo de Chefs Paco Valladares, le ponía a su salmorejo unos trozos de crujiente de jamón, y creo que esa va ha ser mi opción para acabarme la poca sopa que ha quedado.
Lkr.

5 comentarios:

laollasuiza dijo...

gracias por tu receta.

tu texto es muy divertido. :-)

Carmen dijo...

¿Habéis probado alguna vez acompañar este tipo de sopas con helado de yougourt y vinagre de módena? Le da un sabor especial, pero que muy bueno!!
http://www.susrecetasdecocina.com.ar/receta2764.html

Lurka dijo...

Que buena idea Carmen!! Esto habrá que probarlo. De momento como ya puse, la sopa que quedaba me la cené ayer con un crujiente de jamón serrano. Y le queda buenísimo también. Menos original eso si.;-)

Lurka dijo...

De nada laollasuiza, si está en mi mano me encanta participar en estas cosas. A ver el próximo!!

cerise dijo...

¡Que bueno! a probar sin ninguna duda.